pagina-web-barata

En multitud de ocasiones hemos escuchado esta frase: “Busco una página web barata“. El perfil profesional que está tras esta frase es el de un autónomo o gerente de una pequeña empresa, por lo general con poco poder adquisitivo, que sobrevive con esfuerzo y talento en esta época de crisis.

Es muy comprensible que aquel que ya está convencido de la necesidad de dar el paso a Internet ponga énfasis en invertir lo menos posible. La escasez en caja y las dificultades crediticias de hoy son una mala combinación.

Sin embargo las opciones que existen en el mercado low cost, generalmente encabezadas por grandes empresas de hosting, son deficientes y a la larga: caras. ¿Por qué no son adecuadas? Veamos punto por punto:

 

No son baratas

Las tarifas de estas webs baratas aparentemente son muy atractivas. Aseguran que por 10, 15 o 30 € al mes puedes tener tu propia web. Lo que no se tiene en cuenta es que aunque el precio de entrada es inmejorable, a la larga el precio es elevado. Nunca dejas de pagar y si algún día quieres otra cosa pierdes todo tu trabajo. Si además tenemos en cuenta que la tiene que crear uno mismo, ¿de verdad es un buen precio?

Háztela tú mismo

Cuando contratamos un producto valoramos mucho el servicio asociado al mismo. ¿Es comparable contratar una página web que te hacen de principio a fin, recibiendo un servicio profesional por personas que te conocen por tu nombre, que un servicio online en donde no intervienen personas y que tienes que crear tú mismo desde cero? Efectivamente no tiene punto de comparación. Un profesional experimentado además de realizar el servicio, asesora en todos los puntos, guía por el mejor camino y asegura un resultado impecable.

Y por supuesto sabemos que un autónomo no dispone de tiempo suficiente, que tiene la atención en los miles de aspectos que conforman su día a día profesional y que al desconocer aspectos fundamentales del negocio en Internet como por ejemplo el Posicionamiento, puede dar como resultado un producto que no alcance las expectativas.

Lo barato es caro

No por escucharlo o leerlo en todas partes, este dicho deja de ser cierto. Se dice que lo barato es caro. ¿Por qué? Pues en este caso porque si sumas el coste mensual durante un plazo medio o largo sin obtener a cambio ningún rendimiento asociado a la web, tenemos una inversión que no ha cumplido las expectativas. No tenemos retorno por lo que podemos considerar la inversión como fallida.

Conclusión

Prácticamente todos los días nos encontramos con casos como éste. Pequeños empresarios que han hecho una inversión en Internet que no les ha funcionado. Descreen de las posibilidades de la web y se preguntan cómo es posible que desde los medios de comunicación se insista constantemente de las bondades del comercio electrónico y de la comunicación on-line.

En Consultis vimos la necesidad de cubrir un nicho de mercado abandonado. Por algún motivo la única posibilidad de obtener una web profesional, con una apariencia atractiva y con la mayor visibilidad en Internet pasaba por costosas soluciones de empresas consultoras. Todas las opciones low-cost eran deficientes o no llegaban al mínimo exigible: rentabilidad y amortización de la inversión. Por ello, con motivo de la celebración del décimo aniversario, Consultis creó un stock de productos web económicos, atractivos y que funcionan. Si buscas una página web barata auto-administrable, que te la hagan de principio a fin, atractiva y que una vez la has pagado ya es tuya para siempre, has encontrado la mejor opción del mercado. Visita nuestra sección Web y seguro que encontrarás una solución a tu medida por muy poco dinero: Páginas Web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *